[Reseña] Y: El último hombre [Tomo 2]

ylast2En el primer tomo de Y: El último hombre, veíamos cómo todos los machos de todas las especies morían por una causa desconocida. Bueno, en realidad lo hacían todos a excepción de Yorick y su mono Ampersand. Del mismo modo que no sabemos qué ocurre exactamente para que todos los terrícolas varones mueran a excepción de estos dos, tampoco sabemos qué es lo que ha mantenido tanto a Yorick como a Ampersand con vida, qué es lo que tienen en común que los ha hecho imnunes.

De hecho en ese primer tomo surgían un montón de preguntas, sin respuestas por el momento, y además en lugar de quererse tener en una nube al protagonista, un grupo de mujeres que se hacen llamar “Amazonas” intentar acabar con su vida como sea y para que nos toque más la fibra como lectores, forma parte de él la hermana de nuestro Yorick, que, por cierto, también tiene un nombre sacado de una obra de Shakespeare.

¿Qué encontraremos en este segundo tomo? Seguid leyendo y lo sabréis.

Y_ultimo_hombre_2Después de cierto altercado en el tren, vimos separándose a Yorick de sus acompañantes y su paradero termina siendo una villa llena de mujeres que se las apañan de maravilla solas y que da la sensación de que han estado desde hace mucho sin ningún hombre alrededor de ellas y, de hecho, tanto escama todo que no tardaremos en darnos cuenta de que esconden un secreto, aunque a nuestro último hombre todo eso no parece importarle, ya que por momentos empieza a verse realmente como ése que ha de conseguir que comience a haber más varones de su especie cuanto antes, aunque suponga tener que ser infiel a su novia Beth, ésa que está en Australia y de la que no sabe nada precisamente desde poco antes de que sucediera eso que provocó que las cosas estén como están ahora.

y_ultimo_hombre_n2_okBRParalelamente a la aventurilla de Yorick conociendo al grupo de mujeres de ese pueblecillo tan encantador, nos encontramos con sus acompañantes curándose de sus lesiones como buenamente pueden y con esas Amazonas avanzando para dar caza a su presa, mientras que al mismo tiempo también tenemos viñetas del espacio con lo que podrían otros supervivientes que lo han sido por no estar en la tierra, pero de los que no se sabe cómo acabarán una vez que aterricen, pero que sin duda son ejemplares de lo más preciados tanto para los investigadores como para la raza humana.

En el tomo hay bastantes sorpresas, acción, confesiones e incluso bajas inesperadas. Lo mejor es tratar de no encariñarse con ningún personaje, porque no sabemos cómo pueden acabar y ya no solo por la amenaza de las Amazonas que son capaces de cualquier cosa (si se arrancan un pecho a sí mismas, qué no harán con los demás) sino porque no sabemos si lo que hizo que todos los hombres (salvo los ya conocidos) murieran sigue estando en el ambiente y por tanto sería efectivo en caso de haber más supervivientes donde quiera que sea o si incluso pudieran morir bebés que nacieran gracias a Yorick porque no se les transmitiera eso que haya hecho que él siga con vida y que sin duda ha de estar ligado a Ampersand.

Dudas y más dudas con este segundo tomo de Y: El último hombre, una serie en la que puede suceder cualquier cosa y en la que aún queda mucho por verse, pero que de momento no defrauda en absoluto, sobre todo porque en la balanza de que salve la humanidad o se vaya todo al carajo no vemos que esté precisamente inclinado el platillo hacia el primer lado citado.

 Muy pronto, podréis leer la reseña del tercer tomo de Y: El último hombre aquí en el blog, pero si os llama la atención este argumento de supervivencia y de momentos post-pandemia, deberíais leer el cómic y no estaría de más que dejarais vuestros comentarios bajo estas entradas.

Sobre Rosi Ortega 355 Artículos
Apasionada de los cómics, la sociedad japonesa y los videojuegos. Twitter personal: @WishRosi

1 Trackback / Pingback

  1. Novedades de enero de 2013 en ECC - nueve

Deja un comentario