Crónica de la Chibi Japan Weekend de Madrid 2013

08-02-2013_Chibi_Japan_Weekend_Madrid_-_220

 

Hace un par de semanas fue la Chibi Japan Weekend de Madrid en la Casa de Campo y allí estuvimos los de nueve tanto el sábado como el domingo atentos a lo que allí se cocía.

Ahora ya no es como hace unos años, y con tantos salones que se celebran en España, quien más y quien menos ha estado como poco en uno y puede hacerse una idea de lo que hay en ellos, y ese motivo es el que provoca sensaciones de amor y odio a partes iguales. Me refiero a que con estos salones, muchos aficionados (en mayor o menor medida) están deseando aparecer y quedar con sus amigos, dar una vuelta y «frikear», mientras que otros que lo han probado tienen mil y un motivos para no volver o evitarlo en la medida de lo posible.

08-02-2013_Chibi_Japan_Weekend_Madrid_-_136El sábado, que era el primer día de los dos del salón, ya había una cola kilométrica y además no tardó mucho en llenarse el aforo tan mal contado por los policías y miembros de seguridad que no calcularon con la zona de patio trasero en la que tanta gente había a todas horas dándose de golpes con armas de gomaespuma o tomando algo al estar prohibido dentro. De hecho, después de lo que ocurrió hace unos meses en el Madrid Arena se han tomado medidas exageradas y casi paranoicas. Al final, el salón entre unas cosas y otras estaba bastante menos concurrido que nunca, la cola no avanzaba y hubo gente que llegó a estar cuatro y hasta cinco horas haciendo cola para poder pasar, mientras que otro montón de chavales decidieron que se habían dado el paseo en balde y que se iban a su casa, porque no iban a poder estar dentro ni un ratito. Por esto mismo, el domingo ya no había ni cola, ya que muchos pasaron de ir directamente, por si se repetía lo del día anterior. No era culpa de la organización, más que en el sentido de no arriesgarse a coger un local de mayor tamaño (que con el precio al que cobran los alquileres de stand y toda la gente dispuesta a entrar pagando una entrada que incluso había subido de precio) lo iban a amortizar seguro, pero sí que ha sido una putada bastante grande para los visitantes, especialmente para aquellos que vinieran de fuera de Madrid con ganas de ver a sus amigos de aquí o de hacer una pequeña quedada otaku.

08-02-2013_Chibi_Japan_Weekend_Madrid_-_087El tema del salón era el cosplay y como además coincidía con carnavales, muchos más se atrevieron a salir disfrazados desde su casa sin sentirse observados en el metro con caras de extrañeza. Hubo además cuatro concursos diferentes: uno de pasarela, dos para la Yamato que se celebrará en Brasil y un último de cosplay libre. El primero de los concursos era simplemente de pasearse un poco para lucir traje; los dos de Yamato eran los gordos, los del gran premio y en los que los concursantes tenían que poner toda la carne en el asador con una actuación seria un día y otra parodiando a su personaje al otro día, ya que después en el concurso final sería así… el problema es que no entendemos por qué, pero se apuntó bastante poca gente y al final todos se rajaron, menos dos: Willbur que iba de Dama del Lago de Los caballeros de la mesa cuadrada de Monty Phyton y Shinjiel que iba de Kamui de X (Clamp), el caso es que esto estaba al 50% y ganó la chica, que será la representante de España en la Yamato. Fue muy triste que solo hubiera dos participantes y no parecía ni un concurso oficial ni nada al estar eso tan desierto y con todos con tan pocas ganas, pero al menos los que había se curraron mucho su traje y las actuaciones no estaban mal. El concurso de cosplay libre fue el más numeroso y divertido, y además ganaron dos chicas disfrazadas de Hyperdimension Neptunia que es algo que no me esperaba para nada y que me alegró muchísimo, y cabe decir que eran las únicas disfrazadas de esos jrpg de nicho que a mí tanto me gustan. Además tenemos un vídeo justo al final de esta crónica, para que veáis su actuación.

08-02-2013_Chibi_Japan_Weekend_Madrid_-_237

A pesar de llamarse Chibi Japan Weekend había actividades y hasta una zona de todo cosas coreanas donde no se hacía más que hablar de k-dramas, actores coreanos, cantantes de k-pop, etc. Debería ser todo sobre Japón o que el evento se llamara de otro modo y sé que hay mucha gente que adora ambos países, pero esto era la Japan Weekend no la Corean Weekend y había ratos en los que lo parecía. Siempre me han sorprendido los cosplayers que van de cosas de las que no son los salones, pero lo de las actividades y la zona equipada ya me mató.

También hubo un concurso de baile bastante exitoso en cuanto a público y participantes, pero que precisamente era todo de k-pop salvo por una chica que escogió un tema en japonés y lo más cachondo ya no es sólo que todo fuera k-pop, sino que hubo como tres canciones diferentes, siendo una de ellas la más escogida por todas y a la que cada uno le hacía una coreografía diferente, era casi como escuchar un disco rallado con distintos bailarines amateur y que destronó incluso al Gangnam Style, otro tema coreano que seguro que no queda nadie en el mundo que no conozca y que aunque no estuviera en este concurso, sí estuvo muy presente estos dos días cuando en el escenario se quería ganar tiempo o era momento de «escenario libre».

08-02-2013_Chibi_Japan_Weekend_Madrid_-_200Las decepciones de todos los que se habían quedado fuera y que eso mismo incitara a muchos a no salir por si acaso luego quisieran volver a entrar -formando así un extraño fenómeno- unidas al desastre de concurso de Yamato (por la escasa participación) y a lo coreano que olía todo -salvo por el ramen chinorro que apestaba todo el pabellón- no bastaron para nublar bastante mi visión del salón al ver que una vez más todo iba a destiempo, no se respetaba en absoluto el programa e incluso el domingo el concurso de la final de la Yamato fue unas tres horas después de lo previsto e incluso las idol que habían venido desde Akihabara para dar varios conciertos e intentar pasarlo bien, las 29Q, estuvieron prácticamente los dos días solas en su stand sin saber ni papa de castellano ni tener al lado a un intérprete que les echara un cable. Aunque eso sí, al menos eran muy simpáticas y, aunque su música no era original sino que cantaban cosas de animes populares y de vocaloid, animaron bastante el cotarro en sus apariciones por el escenario, especialmente a la hora de llamar al público para que bailara con ellas el Hare Hare Yukai de Suzumiya Haruhi no Yuutsu, una serie en la que estuvo interesada Anime Project y que al final salió rana al ponerse a negociar.

08-02-2013_Chibi_Japan_Weekend_Madrid_-_086Una cosa que se repite año tras año y que no deja de sorprenderme es lo guarros que son algunos y no lo digo por ir enseñando carne, que cada uno con su cuerpo hace lo que quiere, aunque pueda resultar más agradable o menos a la vista según las preferencias de cada uno, e incluso puede sernos indiferente. Digo que son unos guarros por comer donde no se debe y dejarlo todo tirado e incluso por comer donde sí se permite y dejarlo todo tirado igual teniendo además contenedores de la basura bien a la vista y que terminan prácticamente vacíos y todo parece una pocilga y uno tiene que ir andando de puntillas con cuidado de no pisar o patear nada, mientras piensa en que sí le gustaría patear la cabeza de quien haya dejado ahí tirados sus fideos, los palillos y lo que se le haya venido en gana. ¿Tanto cuesta recoger lo que uno no quiere ya y tirarlo al cubo de la basura? Porque vamos, da un asco pasar por los regueros de mierda que se forman, que creo que a los encargados de limpiarlo todo les tienen que hacer santos.

08-02-2013_Chibi_Japan_Weekend_Madrid_-_161El horario era un jaleo tremendo y si además uno intentaba leerlo de la página web de Jointo se aclaraba menos porque habían puesto una imagen que ni siquiera se hacía grande al hacer click y se montaban unas palabras con otras, de modo que a uno no le quedaba más que preguntar y dar más vueltas que una peonza para enterarse de cuándo era cada cosa. Las asociaciones tenían, como siempre, sus propias actividades y torneos y los chicos de estos grupos estaban siempre abiertos a conocer a nuestros frikis con los que jugar o intercambiar opiniones sobre su afición. Por otro lado estaban los fanzineros o los que hacen cosillas artesanas y se montan ahí su stand y, por supuesto, en la zona central estaba el ya conocido mercadillo con las tiendas grandes que no sé si por crisis, tendencia o una mezcla de ambas, para esta edición tenían muchas más cosas baratujas y cutres que nunca, me refiero a chapas, hamas o pegatinas, en lugar de manga, figuras y mercha variado.

08-02-2013_Chibi_Japan_Weekend_Madrid_-_067Sí, justo lo que podía verse este año en el mercadillo (que es una de las razones por las que muchos van, por si cazan ofertas o ven cosas que normalmente no hay en las tiendas que frecuentan) eran chuminadas de esas que puede hacerse uno por dos perras o que es bonito que le regalen como detalle, y que ahí vendían a precio desorbitado sacándose con creces el coste de una máquina de hacer chapas o de las piececitas de hama. Pero había algo peor en las tiendas que la escasez de ofertas y de cosas que entren mucho más por los ojos que eso que pegaría más para los stands de artesanía que para los de tienda grande, que los precios de todo estaban desorbitados y figuras que uno encuentra por 70 euros por internet (con gastos de envío ya incluidos y además certificado para que no se pierda), ahí se encontraba por encima de los 130, y así con todo… o mejor dicho con lo poco que no fuera ni del gran grupo citado antes de cosas baratujas (pero caras para ser lo que son) ni de las falsificaciones y productos chinorros a precio de original y sin avisar por ningún lado de que eran cosas de palo y además esto te lo hacían en, al menos, la mitad de los stand y uno puede darse cuenta con algunas cosas de que se la quieren dar con queso, ¿pero cómo te das cuenta con un CD por ejemplo? Porque en casa no nos dimos cuenta de que nos habían tangado precisamente con unos discos de música hasta que al ripearlos para tener una copia de seguridad vimos que la carátula oficial era otra y no la de los nuestros, aunque tuviera toda la pinta de serlo y, por supuesto tenía todo escrito en japonés que en eso sí que me fijé yo. Lo que recomiendo, en plena era tecnológica, es que seáis desconfiados en este tipo de eventos y si tenéis la más mínima duda con algo, busquéis por Google imágenes y comparéis bien lo que tenéis delante, que si compráis algo falso al menos sea con conocimiento y sin que nadie os haya pretendido tangar.

Pese a los contratiempos y a todo lo expuesto, fue divertidillo, aunque se echen en falta más invitados, conferencias, una mejor organización a la hora de cumplir los horarios y un espacio más grande no vendría nada mal. También (que casi se me olvida) la exposición fue demasiado escasa y quizás deberían haber pedido algún traje más a los cosplayer invitados para poner ahí, ya que considero que precisamente algo que mola mucho de los salones son las exposiciones y cuanto más curradas, más ganas de ir me dan y seguro que no soy la única.

Como sé que muchos os pirráis por las fotos de los cosplay, pasaos mañana por aquí, que Moises llegará con una extensa galería para que veáis una muestra del arte en la costura y con las poses de muchos chavales que estuvieron por ahí.

Sobre Rosi Ortega 358 Artículos
Apasionada de los cómics, la sociedad japonesa y los videojuegos. Twitter personal: @WishRosi

3 Trackbacks / Pingbacks

  1. [Galería] Chibi Japan Weekend Madrid 2013 en fotos - nueve
  2. Cosplay de videojuegos en la Chibi Japan Weekend Madrid 2013 - SavePoint
  3. El Chibi Japan Weekend Madrid 2014 se celebrará en febrero - nueve

Deja un comentario